Saltear al contenido principal

Elimina definitivamente tus cúmulos grasos en cualquier zona del cuerpo


Elimina definitivamente tus cúmulos grasos en cualquier zona del cuerpo

SONICACION

Fecha: Dec 2019


El éxito de la sonicación médica: la ruptura de la membrana del adipocito

La Sonicación es el proceso de ruptura de las células grasas de forma que liberen su contenido interior graso al espacio extracelular, el fenómeno de Sonicación se produce gracias a la aplicación de ultrasonidos de potencia que generan a su vez una cavitación transitoria (distinta a las que conocíamos hasta ahora) necesaria para destruir la membrana del adipocito.

Gracias al innovador sistema de Sonicación de ATRIA, conseguimos aplicar ultrasonidos no focalizados, al tejido graso que queremos tratar perdiendo volumen, que no se recuperará después, en esa zona, ni siquiera al aumentar de peso. Por lo que podremos hablar de una reducción del parénquima adiposo definitiva.

Para que este fenómeno de Sonicación transitoria sea eficaz, es necesario que den algunas condiciones:

el tejido adiposo tiene que tener gran cantidad de liquido, lo que conseguiremos infiltrando en la zona a tratar suero fisiológico.

La energía producida por la vibración de los líquidos intersticiales entra en resonancia con el tejido, cuando su frecuencia es exactamente la misma que la frecuencia de resonancia de dicha tejido, lo que se calibra automáticamente por este aparato.

Esta resonancia es un aspecto clave a la hora de producir una ruptura selectiva de células grasas.

TODO ESTO ES EL FUNDAMENTO DE LA SONICACIÓN.

CÓMO es una sesión de esta tecnología:

Se infiltra en la zona a tratar suero fisiológico en pequeñas cantidades con una agujas larga y finas que son indoloras, y después masajeamos las zona para extender bien la infiltración. A continuación aplicamos cabezal en toda la zona a tratar, moviéndolo en una combinación determinada y ajustando los parámetros de tiempo y potencia a cada paciente.

Se tarda como una hora para hacer un abdomen, o unas pistoleras.

Todo este proceso es completamente indoloro.

Después de la sesión, la zona estará inflamada y con mayor volumen durante dos o tres días y después irá disminuyendo hasta los 15 días en que valoraremos el resultado y veremos si es necesaria una nueva sesión.

Todo esto nosotros lo valoramos además con una ecografía anterior de la zona y otra en la revisión para comprobar el resultado, además de con las fotos y las medidas previas, que suele ser una disminución del tejido graso de centímetros de contorno.

Se necesitan pocas sesiones, una por cada 2 cm a perder.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba